sábado, 19 de julio de 2014

MITSUBISHI G4M Beety




=================================================================
En Mayo de 1941, una de las tantas incursiones japonesas sobre China constituyó prácticamente la presentación tanto de un nuevo y modernísimo bombardero, como de un caza igualmente nuevo que, precisamente en esa ocasión, iniciaba su tarea de escolta. Los dos aviones que, a decir verdad, ya eran probados desde hacia algunos meses en otros sectores del frente chino, eran los bimotores Tipo 1 y los monoplazas Tipo 0 de la marina imperial. Los observadores extranjeros, que trataban de suministrar a sus respectivos países toda posible información acerca del potencial bélico nipón, ignoraron totalmente al bombardero, mientras que los informes ya transmitidos con respecto al nuevo y agilísimo caza fueron simplemente ignorados.
La aparición del nuevo bombardero, cuando estalló la guerra en el Pacifico en diciembre de 1941 constituyó por ello una sorpresa total como amarga para los Aliados.La existencia del bombardero Tipo 1 ("Rikko", en japones) fue advertida recién a comienzos de 1942, cuando aviones de caza americanos lo encontraron lejos de la costa de las islas Gilbert: se hallaba tan lejos de las bases nipona que creyeron que el gran avión había decolado desde un portaaviones. Solo más tarde, alrededor de Midway y sobre Guadalcanal, la presencia del avión japones halló la verdadera justificación de su fenomenal alcance. Sin embargo, esta performance habia sido obtenida a costa de otras importantes características: en primer lugar, la protección pasiva de la tripulación y los depósitos. Esto volvió al "Betty" (como fue bautizado por el codigo aliado) extremadamente vulnerable; además su producción jamás fue tal como para asegurar fuertes provisiones a las unidades, por lo cual sólo en raras ocasiones el bombardero estratégico de la marina nipona pudo efectuar acciones "en masa", con las correspondientes reducciones de sus efectivas posibilidades bélicas. El "Betty" fue fabricado en no más de 2.446 ejemplares (incluidos dos prototipos y los 30 G6M). La disponibilidad máxima se tuvo en abril de 1945, con 516 aviones en servicio en las unidades.


El Mitsubishi G4M, o bombardero de marina Tipo 1, era un gran bimotor monoplano de ala media, con estructura metálica y tren de aterrizaje retráctil, con una tripulación de siete hombres.
El ala estaba basada en dos largueros (solo uno en el G4M-3), con revestimiento en lámina de aleación liviana reforzada por las costillas y los larguerillos dispuestos a lo largo de la envergadura. Esta estaba constituida por una sección central que atravesaba el fuselaje, dos semialas externas que llevaban los motores y dos puntas que podían quitarse. El borde de salida llevaba los hipersustentadores de curvatura, accionados electricamente o, en caso de emergencia, con comando manual. Los alerones, de tipo Frise, estaban revestidos en tela y provistos de masas de equilibrio y aletas de corrección. Desde el G4M-2 (que en un principio era el Mitsubishi 118), el perfil fue laminar.
El fuselaje de sección ovoide (comparable por sus dimensiones - altura y ancho - al del B-17) era semimonocasco, con revestimiento metálico liso resistente, y estaba realizado preferentemente en aleación liviana de alta resistencia. Los empenajes en voladizo también eran de aleación liviana, con revestimiento metálico para los planos fijos y de tela para los móviles, compensados aerodinámicamente y provistos de aletas correctoras metálicas.
El tren de aterrizaje estaba constituido por dos parantes anteriores que se introducían mediante comando eléctrico hacia adelante en las góndolas motrices, y por la rueda de cola, retráctil (a partir del G4M-2) también electricamente.
En caso de emergencia el tren de aterrizaje podía bajarse manualmente.
Los motores fueron siempre dos en doble estrella, de 14 cilindros refrigerados a aire, del tipo Mitsubishi "Kasei" (Marte) de diferente potencia según los modelos, que accionaban hélices metálicas Sumitormo (de derivación Hamilton-Standard) de velocidad constante. En un principio tripala, a partir del G4M-2 las hélices fueron cuatripala, pero siempre de 3,40 metros de diámetro. El combustible para un total de 4.900 litros, estaba contenido en diez depósitos alares dispuestos (en cada semiala)uno entre la góndola motriz y el fuselaje, tres en la parte externa de la góndola motriz y dos en la sección central del ala, en correspondencia con el cuarto de bombas. A partir del G4M-2 se agrego un depósito en el fuselaje, inmediatamente detras del puesto de pilotaje, para otros 1.590 litros. Los depósitos de lubricantes contenian 300 litros.
El armamento ofensivo, limitado a un máximo de 1.000 Kg, podía estar constituido por un torpedo de 800 Kg o por una bomba del mismo peso, o bien por dos bombas de 500 Kg, o por cuatro de 250 Kg o por doce de 60 Kg.
En los ejemplares que pasaron al reconocimiento marítimo y lucha antisubmarina se monto el radar Tipo 3Mk 6 modelo 4 con antenas Yogi en la trompa y en los costados del fuselaje.


Las ideas del almirante Yamamoto, convencido defensor de la necesidad de que la aviación naval japonesa poseyese unidades de bombarderos de gran alcance con base en tierra firme, ya habían llevado a la realización del bombardero Mitsubishi Tipo 96 (o "96-Rikko"), o G3M., ya en setiembre de 1937, tres meses después de la aparición operativa de este bimotor, la marina ordeno el desarrollo de un sucesor que uniese al excepcional alcance y la buena carga ofensiva del G3M, una mayor capacidad defensiva y una más elevada velocidad, basándose en las experiencias operativas efectuadas en China.
De este modo, se publico la especificación "12-Shi", sobre la cual empezó a trabajar el equipo de proyectistas formado por los ingenieros Kiro Honjo (a quien se le debía el G3M), Hikeda y Kushibe. En agosto de 1938 se preparó un prototipo de madera del nuevo avión. El primer prototipo fue finalizado en setiembre de 1939, efectuó su primer vuelo el 23 de octubre en el campo de la firma cerca de Nagoya, piloteado por el jefe de pilotos de prueba de la Mitsubishi, Katsuzo Shima.
La ubicación del armamento defensivo fue muy cuidadosa y el voluminoso fuselaje permitió instalar en el extremo de popa un puesto relativamente amplio, con un cañón de 20 mm. La buena capacidad en materia de armamento fue uno de los motivos que, paradojicamente, retrasaron la entrada en linea del avión en su función principal, dado que los primeros 30 ejemplares de serie del G4M-1 fueron realizados como cazas pesados de escolta para la protección de los más viejos G3M, tomando la sigla G6M-1 y la denominación oficial de "Tipo 1 de caza protección formaciones". El G6M-1 tuvo un poderoso armamentos defensivo, con una gran góndola de vidrio ventral en cuyos extremos estaban instalados cañones móviles de 20 mm. Cañones de 20 mm sustituyeron a las armas de 7,7 mm en los puestos laterales, mientras que para compensar el aumentos del peso del avión, el combustible era reducido a 4.400 litros y se renunciaba a la ametralladora dorsal. El empleo bélico de estos cruceros volantes demostró la falacia de la concepción operativa que los había echo nacer; los aviones pasaron al adiestramiento (como G6M1-K) y, posteriormente, al transporte de 20 paracaidistas (como G6M1-L2).
En la primavera de 1945, un avión fue empleado para las pruebas de avión a chorro, y voló con un motor de reacción Yokosuka Ne 20 aplicado debajo del fuselaje.


La primera unidad que recibió el 1-Rikko fue el 1º Kokutai, en Hankow para participar en las operaciones en China con la 21a. Koku Sentai. La unidad regresó muy pronto a la base en su país para un intenso ciclo de preparación para la guerra contra las potencias occidentales y, en noviembre, pasó a Formosa, desde donde podia atacar las Filipinas.
Tambien los cuerpos aéreos de Kisarazu y Takao comenzaban a poner los nuevos aviones al lado de sus G3M-2, de modo que, en vísperas del comienzo de las hostilidades, 120 de los 170 G4M-1 fabricados hasta entonces estaban en primera linea. Un destacamento del 1º Kokutai habia pasado a la Indochina francesa, en Thudaumont donde, el 10 de diciembre de 1941, 24 Betty participaron en el ataque contra la Escuadra británica lejos de las costas de Malasia: 14 de los 24 torpedos lanzados desde los nuevos aviones alcanzaron al Prince of Wales, el Repulse y un cazatorpedero. Anteriormente, los Betty habían hecho su aparición participando en el primer ataque contra las instalaciones americanas en las Filipinas, atacando las bases aéreas de Clarck e Iba.. Cuatro Kokutai con los G4M-1 operaron luego contra las fuerzas aliadas en las Indias holandesas, en la Papuasia, en Nueva Guinea y en Nueva Bretaña.
Mientras que las operaciones tradicionales pasaban a las unidades dotadas de nuevos Yokosuka P1Y "Ginga" (Francés para los aliados), un nuevo empleo se estaba perfeccionando para el "1-Rikko", el de avión madre para los aviones cohete Ohka de los Kamikaze. Dos especiales Kokutai, 721 y 722, fueron constituidos con ese fin y dotados de los G4M-2 y modelo 24-J, que operaron contra la flota enemiga alrededor de Okinawa, dañando gravemente un acorazado y otras diferentes naves, hundiendo un cazatorpedero.
En el empleo como transporte, el Betty sirvió para los enlaces VIP (como vuelo de traslado del almirante Yamamoto, interceptado a lo largo de la ruta por los Lightning americanos), el lanzamiento de paracaidistas y, por ultimo, para llevar a la isla a los delegados japoneses encargados de firmar la rendición.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada